UTAH JAZZ. EN LA SENDA DE LA CONFIRMACIÓN

Las sensaciones con las que terminó la temporada pasada el equipo de Quin Snyder son la base con la que alimentar la ilusión de una ciudad deseosa de volver a recuperar aquellas noches mágicas de los años 80 y 90, en las que ir a Utah era sinónimo de pasar un verdadero calvario si eras el rival. Ese infierno puede verse multiplicado con la llegada del joven rookie Grayson Allen, una auténtica pesadilla, y experto en sacar de quicio a los contrarios, sus malas artes evocan a la legendaria figura del Bad Boy, Bill Laimbeer. Quizás esa sea la gran novedad que presentan estos Jazz, que mantienen intactos un bloque en el que la especificación de los roles hace pensar que son serios candidatos al playoff.

2018 Utah Jazz Summer League - San Antonio Spurs v Utah Jazz
Que no engañe su cara de niño bueno, el nuevo Bad Boy de la NBA

No podemos obviar la marcha de Kokoskov rumbo a los Suns, una figura clave como asistente en la evolución y desarrollo de jugadores como Rubio o Mitchell, entre otros. Precisamente sobre esta dupla recaerá el peso creativo y anotador de la franquicia. Grandes expectativas en el año que debe suponer la consagración de Donovan como estrella emergente en la NBA, por su parte Ricky se planta ante un año clave, su último año de contrato y con un mercado de agentes libres el próximo verano que se presenta apasionante, y en el que podrá elegir destino. El nombre de Quin Snyder está en alza dentro de la NBA por su gran labor al frente de estos Jazz, su perfil defensivo no limita el talento ofensivo de sus estrellas en ataque.

ricky_quin_snyder_utah_jazz_nba.jpg
Ricky Rubio, y Quin Snyder

 

El buen hacer de Gobert en la pintura puede llevarle por fin a lograr dos de sus grandes objetivos, ser All Star, y ser nombrado mejor defensor del año en la NBA por segundo año consecutivo. Otro de los nombres a seguir de cerca será el de Dante Exum, un jugador llamado a ser el líder de este equipo y a quién las lesiones le han privado de mostrar todo su potencial. Utah Jazz presenta una combinación de talento y trabajo desde el banquillo que debería garantizarle un puesto en playoff, lo contrario podría suponer un revés mortal al proceso de resurgimiento de las cenizas de la franquicia.

rudy_gobert_utah_jazz_nba.jpg
Contundencia defensiva de Rudy Gobert
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s